choza

Durante el día de ayer, Supercell hizo oficiales los nuevos cambios de balance en Clash Royale. Ya lo habían anunciado hace pocos días y los finlandeses han sido bastante raudos a la hora de implantarlos.

El foco estaba situado sobre la nueva tropa de Clash Royale. El Fantasma real irrumpió en el meta como un elefante en una cacharrería. Poco tiempo necesitaron los profesionales para darse cuenta de que era una carta obligada casi en cada mazo.

Como bien pedía la comunidad, Supercell nerfeó duramente al monarca, reduciendo drásticamente sus estadísticas. La cosa es que había otra carta a la que, tal vez, podían haberle metido mano.

Se trata de la Choza de duendes, esa carta tan extendida en el mundo competitivo. Más allá de guarrerías, su gran rentabilidad empezaba a llamar la atención. Un torrente constante de duendes que para muchos resulta excesivo.

La Arena seguirá estando plagada de duendes.
La Arena seguirá estando plagada de duendes.

Quizá por ello Supercell decidió nerfearla, pero de un modo bastante ridículo. “La velocidad de generación ha pasado de 4,9 a 5 segundos (generará una vez menos)”, reza el documento en Clash Royale. Su presencia en esta revisión indica que los finlandeses asumían que la carta debía ser retocada, ¿pero por qué un nerf tan tímido?

Da la impresión de que poco cambiará la historia para la Choza de duendes. Tan solo un goblin menos no parece que vaya a bajar de la burra a los choceros. Conocidos jugadores profesionales pidieron cambios como reducirle la vida, tales como Surgical Goblin. Además de la velocidad de generación, aunque se entiende que el cambio debía haber sido más fuerte.

La Choza seguirá en auge

La Choza de duendes es una de esas cartas de la que muchos reniegan, considerándola una estrategia poco ortodoxa. No es que eso pueda ser un problema, pues toda estrategia es válida dentro de Clash Royale. Lo que de verdad preocupa a la comunidad es que esta estructura pueda estar desbalanceada.

Quién sabe, tal vez Supercell tenga un plan para la Choza de duendes. Tal vez sea esa mala prensa la que haya hecho pensar a los creadores. Lo cierto es que la carta carga con un estigma desde hace tiempo. Puede que Supercell tenga en mente devolverle el prestigio que algún día perdió.